Un 35 % de los candidatos en el país tienen ‘cuestionamientos’ » Zenú Radio » El encuentro de dos mundos

Un 35 % de los candidatos en el país tienen ‘cuestionamientos’

Un 35 % de los candidatos en el país tienen ‘cuestionamientos’

La fundación Pares puso la lupa a 522 aspirantes a alcaldías y gobernaciones.


A escasas dos semanas de las elecciones, la Fundación Paz y Reconciliación, Pares, entregó un desalentador panorama sobre los aspirantes a mandatarios al poder local: el 35 % tiene algún tipo de “cuestionamiento”.

Se trata del segundo informe que entrega al público esta ONG que hace un seguimiento al sistema político en el país. Pares monitoreó en total 522 candidaturas, 243 para la primera entrega y 279 para esta segunda entrega, distribuidas a lo largo de 28 departamentos y 107 municipios del país.

Según Pares, de las 522 candidaturas monitoreadas, el 35% cuenta con cuestionamientos; 130 de los cuestionados aspiran a alcaldías, 47 a gobernaciones, 4 a asamblea y 2 al concejo «sin estar estás últimas dos corporaciones priorizadas en la investigación», argumenta el documento.

Dice en su informe que este esfuerzo se realizó con el objetivo de establecer si dichas candidaturas presentaban cuestionamientos por alguno de los siguientes aspectos: 1) corrupción, 2) vínculos con grupos al margen de la ley (paramilitares y otros grupos), 3) heredar el capital político de personas o clanes políticos con vínculos comprobados con grupos al margen de la ley y 4) otros.

Pares prende las alarmas al sentenciar que “resulta preocupante que mientras en el 2015 solo el departamento de Santander contaba con tres cuestionados en el abanico de candidatos a la gobernación, en esta ocasión son siete los departamentos con tres aspirantes a gobernación cuestionados”.

En las conclusiones de la investigaciones se especifica que encabeza la lista de agrupaciones políticas con mayor número de cuestionados, las coaliciones de partidos y movimientos representativos de ciudadanos con 50 candidatos cuestionados, seguido de las candidaturas por firmas con 20 cuestionados.

«En primer lugar, los clanes políticos en decadencia se han unido, han cooptado partidos políticos y utilizado la recolección de firmas para hacerle trampa al sistema electoral colombiano»

Frente a los partidos políticos, la lista la encabezan los tradicionales Partido Conservador y Partido Liberal, con 20 y 18 cuestionados respectivamente, seguidos por el Partido de la U también con 18 y el Centro Democrático con 17.

Las diferencias entre el 2015 y el 2019 en la distribución de cuestionados por agrupación política, parecen comprobar dos de las hipótesis que Pares ha venido planteando desde el año anterior. «En primer lugar, los clanes políticos en decadencia se han unido, han cooptado partidos políticos y utilizado la recolección de firmas para hacerle trampa al sistema electoral colombiano. Con ello han garantizado candidaturas fuertes, y han hecho hasta lo imposible por anular la competencia política».

De esa forma, agrega Pares en su interpretación, los clanes en decadencia ponen los candidatos, muchos de ellos cuestionados, pero bien conocidos en sus respectivos departamentos o municipios, mientras que clanes en crecimiento disponen su apoyo a las candidaturas. «Es un gana-gana. Mientras los primeros se reencauchan en medio de un panorama de crecimiento del voto de opinión, representado en partidos como el Verde y el Centro Democrático, los segundos viabilizan la expansión de su poder político en lo local».

Para la ONG, «estas coaliciones, además, difuminan las responsabilidades de los partidos políticos de avalar candidaturas cuestionadas».

Priman así para estas elecciones las candidaturas cuestionadas por coaliciones, a diferencia del 2015 cuando primaban las de los partidos políticos. Son candidatos con avales de tres o cuatro partidos más el del movimiento de firmas. Esta situación diluye las responsabilidades.

En segundo lugar, explica Pares en su conclusión del informe, las candidaturas cuestionadas por firmas también aumentan respecto a las elecciones anteriores superando a los partidos políticos, por lo que se podría suponer que: a) han aumentado los costos de entregar dichos avales para los partidos políticos o b) es tal el desprestigio de los partidos que lo que ha aumentado son los costos de cargar con su marca; en todo caso, los candidatos cuestionados se han visto obligados a inscribirse por grupos significativos de ciudadanos.

Pares, que dirigen los politólogos León Valencia y Ariel Ävila, lanza un alerta sobre la importancia de regular la recolección de firmas. ¿Por qué?  «Dado que la vaga regulación en la etapa de recolección de firmas de personajes cuestionados por vínculos con grupos al margen de la ley o corrupción podría aumentar los costos de campañas políticas de recursos provenientes, posiblemente, de fuentes non sanctas, poniendo la competencia política en desbalance, a la par que aumenta el riesgo de cooptación del Estado por parte de actores criminales».


Fuente: eltiempo.com

Más noticias de Colombia y el mundo en www.zenuradio.com – Síganos en nuestras redes sociales haciendo clic aquí: TwitterFacebookInstagram y YouTube.


 


Compartir en:




Subir