¿Piensa comprar vivienda este año? Preste atención a estos consejos » Zenú Radio » El encuentro de dos mundos

¿Piensa comprar vivienda este año? Preste atención a estos consejos

¿Piensa comprar vivienda este año? Preste atención a estos consejos

Elegir la vivienda equivocada, perder el trabajo, no poder cumplir con las cuotas y hasta ser víctima de una estafa son algunos de los temores que a veces frenan la intención de compra. Qué decir si es la primera vez. Incluso, con esto resuelto, lo que sigue son más preguntas: “¿Elijo un crédito tradicional o leasing?, ¿en qué plazo pago?, ¿mejor una casa o un apartamento?, ¿usado o nuevo?”.

Para resolver esas dudas, EL TIEMPO consultó a varios expertos, quienes dieron algunas recomendaciones para hacer más llevadero el proceso. Uno de ellos es Jairo Coronado, docente de la Facultad de Ciencias del Hábitat de La Universidad de la Salle, quien considera que uno de los aspectos más importantes a la hora de invertir en vivienda por primera vez, es que –por encima de todo– “cumpla con las necesidades de quienes la adquieren”.

¿Primíparo?, menos área
Es fundamental ser conscientes del paso que se va a dar y empezar en el momento indicado; este es, cuando existan los recursos y las facilidades para iniciar un proceso de compra. Según Coronado, “para comenzar, lo más recomendable es elegir áreas que representen una solución a las necesidades básicas. Algo asequible, y después, con más capital, acceder a ofertas de más metraje”, explica.

Otro aspecto fundamental es ordenar los ingresos y destinar un porcentaje de estos a un ahorro programado. Por ejemplo, si es empleado y lleva unos años laborando, es un buen momento para aprovechar las cesantías.

Sobre el tema, EL TIEMPO también consultó a la Asobancaria, que considera fundamental “realizar un análisis juicioso del presupuesto mensual (gastos e ingresos), con el fin de identificar las prioridades y cuáles son los recursos propios que tienen los compradores”.

La elección del crédito
Asimismo, dependiendo de las condiciones de cada persona, se debe establecer si es necesario acceder a recursos complementarios para financiar, ya sea por medio de crédito o leasing habitacional. Actualmente, esta dinámica va ligada a los subsidios de vivienda, provenientes de los programas del Estado, sobre todo para vivienda social.

En este entorno es indispensable averiguar directamente con las posibles entidades otorgantes, los requisitos y condiciones concretas de la financiación, ya que –en el caso de préstamos bancarios–, hay condiciones particulares.

Las tasas se han ajustado
En las entidades crediticias hay que evaluar el plazo y la información sobre los sistemas de amortización, como la Unidad de Valor Real (UVR) o pesos. A la pregunta de cuál es la mejor, la respuesta recurrente es que “cada caso y cada cliente son particulares”. La primera está ligada a la inflación; si es baja, mejor, Sin embargo, otros acceden al sistema en pesos, porque permite manejar una cuota fija.

Sobre la tasa de interés, cabe resaltar que aún están en niveles históricamente bajos: 10,5 por ciento, en promedio.

Otra recomendación es que el hogar conozca los gastos en los que deberá incurrir al adquirir una vivienda, como los notariales y de registro, los costos por concepto de avalúos, y los estudios de títulos y constitución de hipoteca, en el caso de adquirir con crédito hipotecario para vivienda, entre otros.

Otro punto clave, según Juan Carlos Aguilar, presidente de Asinvestments.co, es que la cuota de la vivienda no sume más del 30 por ciento de los ingresos, “ya que diariamente tenemos gastos como transporte, alimentación y servicios, entre otros, que tampoco dan espera. En lo posible, hay que buscar otra fuente de ingresos, esto con el fin de tener un respaldo frente a una complicación económica”, anota.

Buscando el inmueble
Lo que sigue es la búsqueda de la vivienda, ya sea de rangos medio o alto, o de interés social, nueva o usada. En el caso de la subsidiada, las cajas de compensación tienen oferta, y, claro, las firmas constructoras, que podrán orientar sobre el trámite del auxilio. Aquí, el Gobierno también está muy activo con sus programas y beneficios.

Y aunque estrenar siempre será un disfrute, analistas coinciden en que acceder a oferta de segunda permite obtener más área a un mejor precio. De nuevo, vale aclarar que cada caso es particular.

Otro aspecto para tener en cuenta es no elegir el inmueble impulsivamente; es mejor preguntar cuánto vale el metro cuadrado en la zona, analizar el sector y apuntar siempre a la valorización, que será mejor si la zona cuenta con proyectos en desarrollo a futuro. Finalmente, está la alternativa de comprar sobre planos, que garantiza un aumento del valor del patrimonio cuando se entrega la vivienda.

Otros ‘tips’ para tener en cuenta
– Clave analizar qué tan atractivos son el entorno y los servicios comerciales, culturales y de accesibilidad de la nueva zona de residencia.

– Hay que verificar que el inmueble se encuentre sin vicios y a paz y salvo por todo concepto (valorizaciones, impuestos y servicios, etc.).

– Visitar el sector donde está el inmueble varias veces es importante para apreciar si se acomoda realmente a los horarios, gustos y estilo de vida.

– Se debe conocer la antigüedad del predio. Por lo general, los construidos después de 1998 están amparados bajo la norma de sismorresistencia.

Fuente : www.eltiempo.com


Compartir en:




Subir